Gimnasia cerebral para niños: 5 actividades de ejercicio mental

La gimnasia cerebral o brain gym, es una técnica que ayudaría a crear conexiones neuronales entre los dos hemisferios del cerebro mediante la implementación de ejercicios mentales. 

Por ello, una gimnasia cerebral para niños consiste en realizar ejercicios mentales adaptados a la edad de los más pequeños.

Si quieres conocer algunos de esos ejercicios mentales, entonces no dejes de leer esta breve guía.

¿Qué es la gimnasia cerebral?

La gimnasia cerebral es una técnica compuesta por diferentes ejercicios con el objetivo de conectar los dos hemisferios cerebrales generando conexiones más rápidas mediante su uso.

Su propósito es serenar la mente y enfocar la atención. En otras palabras, esta actividad está dirigida a desarrollar las capacidades cerebrales, para lograr un equilibrio y aumentar el aprendizaje.

Para ello se utilizan ejercicios muy sencillos sin necesidad de materiales adicionales por lo que puedes ponerlos en práctica en cualquier lugar. Y lo mejor es que te ayudaría a prevenir diferentes problemas neurológicos. 

Sus adeptos aseguran que pueden mejorar la condición de vida de las personas que padecen algunos trastornos como la dislexia y el TDAH así como mejorar las habilidades que requieren de concentración y organización como la lectura o la escritura.

Entonces, ¿Qué es la gimnasia cerebral para niños?

En este contexto, la gimnasia cerebral para niños consiste en realizar una serie de actividades y ejercicios centrados en las capacidades de los más pequeños.

De esta manera se divierten a la vez que entrenan sus capacidades cerebrales y los preparan para las largas sesiones de aprendizaje escolar.

¿Quién creó gimnasia cerebral? 

La gimnasia cerebral fue creada por el Dr. Paul Dennison (fundador del concepto de kinesiología educativa) con la intención de que una persona pudiera efectuar cualquier actividad y convertirla en una acción refleja y automática. 

paul-dennison-gimnasia-cerebral-fundador
Dr. Paul Denninson

Hablamos de leer o conducir un automóvil, que en algún momento pudo ser complicado, pero con el uso es posible transformarlo en algo fácil y cotidiano, es decir, se convierte en una competencia inconsciente.

Beneficios de la gimnasia cerebral para niños

Dedicarle unos 30 minutos al día a realizar ejercicios de gimnasia cerebral no solo traería provecho para tu cerebro, también ayudaría a mejorar aspectos emocionales y psicológicos. 

La Brain Gym International defiende los siguientes beneficios de la gimnasia cerebral:

  • Aumenta nuestra memoria y mejora el rendimiento de las neuronas disminuyendo así la probabilidad de desarrollar la enfermedad de Alzheimer.
  • Estimula la creatividad y, sobre todo, aumenta la capacidad de concentración y atención.
  • Crea las condiciones ideales en tu cerebro para aprender, procesar y retener la información.
  • Optimiza la capacidad de relacionarte y comunicarte con otras personas, incrementando la capacidad de socializar e integrarse, ya sea con compañeros de clases y amigos, al igual que con padres, familiares y maestros.
  • Ayuda a tener una mejor autovaloración y autoestima, lo cual logra incrementar la seguridad en sí mismo.
  • Fomenta el mejoramiento de las destrezas que ya se habían adquirido con el tiempo.
  • Contribuye a expresar mejor tus ideas y a controlar el estrés, de manera que hablar en público será una tarea más sencilla.
  • Favorece el crecimiento constante de tu capacidad cognitiva.
  • También prevé el desgaste de facultades y la pérdida de motricidad en las personas. 

Ejercicios de gimnasia cerebral para niños

Existen multitud de ejercicios mentales para realizar gimnasia cerebral con niños. Nosotros te proponemos 5 que pondrán a prueba la coordinación de los más pequeños.

Los ejercicios de gimnasia mental pueden ser realizados por niños a partir de los 5 años. 

¿Por qué hacer ejercicios cerebrales para niños? Pues porque ofrecerían beneficios enormes como la activación cerebral, mayor receptividad del aprendizaje, mejora auditiva, del tacto y del equilibrio.

Ahora bien, los niños tienen la dificultad añadida de que suelen perder la atención con más frecuencia que los adultos por los que es necesario realizar los ejercicios como si fuesen juegos.

ejercicios-de-gimnasia-cerebral

Ejercicio #0. Convierte cualquier actividad en gimnasia cerebral

No siempre es necesario hacer ejercicios complicados o detenerse un tiempo para dedicarle a tu cerebro.

Con ejercicios tan simples como utilizar su mano no dominante para hacer actividades cotidianas como escribir, cepillarse y abrir la puerta sirven para practicar esta disciplina.

Ejercicio #1. Botones cerebrales

Este ejercicio consiste en poner las piernas abiertas de una forma moderada y a la vez presionar (levemente) el ombligo con la mano izquierda. 

Por otro lado, con los dedos índice y pulgar de nuestra mano derecha, presionamos las arterias carótidas ubicadas en el cuello, al mismo tiempo apoyamos la lengua al paladar y masajeamos durante 20 segundos en sentido de las manecillas del reloj.

Ejercicio #2. Botones de la tierra

Este ejercicio se lleva a cabo poniendo los dedos debajo del labio inferior, mientras se deja la otra mano debajo del ombligo y se procede a respirar varias veces.

Ejercicio #3. Marcha cruzada

Para este ejercicio debes levantar tu rodilla derecha, para después tocarla con el codo del brazo izquierdo flexionado.

El siguiente paso será regresar al punto de partida, es decir, a nuestra posición del principio. Después, volver a hacer el primer paso pero de forma contraria.

En este caso, levantaríamos la rodilla de la pierna izquierda para después tocarla con el codo flexionado del brazo derecho.

Ejercicio #4. Bostezo enérgico

Para hacer este ejercicio colocaremos la yema de los dedos en las mejillas, luego deberemos simular un bostezo y hacer presión con los dedos.

Este ejercicio en particular ayuda a estimular la expresión verbal y la comunicación, además de oxigenar nuestro cerebro y relajar la tensión facial.

Ejercicio #5. La postura de Wayne Cook o gancho de Cook

El gancho de Cook se realiza estando de pie, primero se cruzan las piernas de una forma en la que no se pierda el equilibrio.

El siguiente paso es el de estirar horizontalmente nuestros brazos, de forma separada, con las palmas de las manos hacia fuera y los pulgares apuntando hacia abajo. 

Sigue con los pulgares hacia abajo y lleva tus codos hacia el exterior, junta tus manos y los dedos y lentamente aproxímalos hacia tu pecho, siempre con las manos entrelazadas.

Ten en cuenta siempre que tus codos queden abajo y tus manos unidas debajo de tu mentón. Mientras, debes apoyar tu lengua en tu paladar. 

Ejercicio #6. El gateo cruzado

Anima a los niños a gatear, pero con la dificultad de que deben realizar mover un brazo simultáneamente con la pierna de opuesta del cuerpo.

Ejercicio #7. El doble garabateo

Proporciona 2 folios y 2 lápices de colores. Pídele que dibuje con las dos manos al mismo tiempo pero que deben ser dos dibujos distintos.

gimnasia-cerebral-para-niños

Ejercicio #8. El ocho

Consiste en hacer un ocho acostado. Tumba al niño sobre su espalda y pídele forme un círculo con las manos sobre su cabeza y otro círculo con las piernas. Para finalizar que pegue la oreja al hombro. Mantener durante 30 segundos. Pasado ese tiempo que cambie de oreja.

Ejercicio #9. El grito sereno

Este ejercicio encanta a los niños. Se realiza abriendo la boca al máximo. A tu señal tienen que gritar lo más fuerte que puedan y a tu siguiente señal deben dejar de gritar y cerrar los ojos. Mostrando serenidad. 

Dibujar un mapa mental para niños: Realizar un mapa mental es muy buen ejercicio para fortalecer los vínculos sinápticos.

La gimnasia cerebral como estrategia de aprendizaje

Estos ejercicios optimizarían el proceso de aprendizaje de los humanos en cualquiera de las etapas de su vida porque ayudan a activar el cerebro y mejoraría algunas funciones como el lenguaje, memoria, atención y creatividad. Y por extensión facilitaría la compresión de información nueva y su retención.

De esta manera la gimnasia cerebral sería muy beneficiosa para niños, adolescentes y adultos, del mismo modo sería sumamente recomendable para personas de la tercera edad. 

La-gimnasia-cerebral-como-estrategia-de-aprendizaje

Es importante mencionar que utilizando la gimnasia cerebral dentro de un programa educativo se produciría una relación estrecha entre el aprendizaje, el movimiento y la postura corporal para lograr restablecer, por así decirlo, un funcionamiento cerebral óptimo. 

En definitiva, la gimnasia cerebral sería altamente recomendada en niños con TDAH o con trastornos de similares, con problemas de retención, de memoria e incluso con dificultades de lenguaje. 

Conclusiones

La gimnasia puede ser llevada a cabo en la oficina, la universidad, en el parque y en la casa. 

gimnasia-cerebral-con-niños

También es importante resaltar que la práctica constante de esta técnica fortalecería ambos hemisferios cerebrales, y por consiguiente nuestra manera de relacionarnos con el mundo que nos rodea sería más espontánea y eficaz. 

Es decir, tendríamos una mejor capacidad para manejar emociones negativas de a través de una autovaloración y autoestima saludables.

Como has visto, la gimnasia cerebral para niños es una técnica que podría potenciar sus capacidades cerebrales en cualquier actividad en la que desempeñen, ya sea aprender cosas nuevas o potenciar las que ya sabemos.

Solo requerirás de 5 minutos, así que, el lugar y el tiempo no serán impedimento para llevarla a cabo y alcanzar tu propio equilibrio llevando tú día a día de la mejor manera.